domingo, 28 de septiembre de 2014

lagunita y tamchen, ciudades mayas

Puerta de la boca del monstruo de Lagunita

Ls dos ciudades mayas descubiertas en Yucatán central
estaban totalmente comidas por la selva


Restos de la pirámide encontrada

Estela grabada el 29 de noviembre del 711dc

Restos de Tamchen

Entrada a un chultún, para la recogida de agua de lluvia


Ivan Sprajc, del Centro de Investigación de la Academia Eslovena de Ciencias y Artes (ZRC SAZU), y su equipo encontraron dos ciudades mayas escondidas por la selva en el sureste de Campeche, en la península del Yucatán, entre Río Bec y Chenes, gracias a las fotografías aéreas.

Una de ellas muestra una fachada impresionante, cuya entrada representa las fauces abiertas de un monstruo de la tierra. Realmente este sitio lo encontró en los setenta el arqueólogo estadounidense Eric Von Euw, que lo documentó con dibujos y le dio el nombre de Lagunita. El problema era que todos los intentos de localización habían fracasado. Ahora ha sido identificado comparando esta fachada con los dibujos de Von Euw.
Esta entrada es una de las mejor conservadas de su estilo y representa una deidad Maya de la tierra relacionada con la fertilidad. Estas puertas simbolizan la entrada de una cueva y, en general, al inframundo acuoso, lugar de origen mitológico de maíz y morada de los ancestros, dijo Sprajc.
También se han encontrado restos de grandes edificios palaciegos en torno a cuatro plazas, un juego de pelota, una pirámide de casi sesenta y cinco metros, diez estelas y tres altares con relieves e inscripciones jeroglíficas bien conservados (una primera traducción nos dice que una de las estelas fue grabada por alguien de ochenta años).
A juzgar por los dos volúmenes arquitectónicos y monumentos con inscripciones, Lagunita debe haber sido la sede de una relativamente poderosa organización política, aunque la naturaleza de su relación con el mayor Chactun, a unos 10 km al norte, aún no está clara, dijo Esparza Olguín.

La otra ciudad desenterrada ha sido Tamchen, que significa pozo profundo en maya yucateco. Tiene más de treinta galerías subterráneas (chultunes) para recoger el agua de la lluvia. Al igual que en Lagunita, los edificios rodean las plazas; entre ellos, una acrópolis y una pirámide con un santuario bien conservado en la parte superior. Parece haber sido contemporáneo de Lagunita, del periodo Preclásico Tardío, del 300 ac al 250 dc.

Este trabajo de reconocimiento arqueológico está dirigido por Sprajc desde el 96. La campaña de 2014 fue apoyado por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) de México. La financiación principal estuvo a cargo de Ken y Julie Jones desde su KJJ Charitable Foundation (EE.UU.); con apoyo financiero adicional de empresas privadas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada