lunes, 27 de febrero de 2017

lo llaman democracia

¿Qué tipo de bienestar es éste por el cual al mismo tiempo que crece el PIB, aumentan la desigualdad, la pobreza y la exclusión? Las diferencias económicas se multiplican, y el índice de Gini, que mide la desigualdad —el cero se corresponde a la perfecta igualdad y el uno a la perfecta desigualdad— está entre los más altos de la UE.

El dato relevante es que este índice de Gini crece antes y después de aplicar los supuestos efectos redistributivos de los impuestos y de las transferencias sociales: los llamados estabilizadores automáticos, aquellos elementos presupuestarios que tienen impacto en los ingresos y en los gastos del Estado sin necesidad de decisiones coyunturales de los Gobiernos o cambios legislativos. Ello significa que el sistema redistributivo español no es eficiente ni en materia de ingresos ni de gastos. O lo que decía José María Maravall: el Estado de Bienestar no puede ser un instrumento para financiar a grupos con ingresos altos.

El efecto redistributivo del sistema fiscal y de las transferencias sociales: he aquí un asunto prácticamente ausente de las reflexiones presentadas el pasado sábado por la gestora del PSOE en su documento económico y por el equipo de Pedro Sánchez unos días antes. Mientras los socialistas adoctrinaban a sus seguidores de cara al próximo Congreso del PSOE, 34.000 ciudadanos se presentaban a 400 plazas de funcionarios (auxiliares administrativos) en la Administración General del Estado. Esta sí que es una disfunción.

JOAQUÍN ESTEFANÍA - El PAÍS - 26 FEB 2017

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada