martes, 18 de marzo de 2014

una hipopótamo en el sitio de leningrado



Belle sobrevivió la guerra gracias a su cuidadora Yevdokia Dashina. En 1941 el agua estaba cortada en toda la ciudad y la piscina de Belle estaba vacía, así que su piel empezó a secarse y agrietarse. Todos los días, Dashina arrastraría un barril de 40 litros de agua del río Neva y frotaba a la hipopótamo con aceite de alcanfor. Con el tiempo, la piel de Belle sanó y pudo esconderse bajo el agua durante los ataques aéreos.

AllThatIsInteresting

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada