martes, 7 de mayo de 2013

estadísticas para salir corriendo


Entre 2005 y 2010, el 60% de todas las lesiones violentas en Estados Unidos fueron infligidas por seres queridos o conocidos. Y el 60% de las veces esas agresiones ocurrieron en el hogar. En 2011, el 79% de los asesinatos, según el FBI (en el que se conoce la relación entre víctimas y delincuentes), fueron cometidos por amigos, seres queridos o conocidos. De los 3,5 millones de ataques y asesinatos contra miembros de la familia entre 1998 y 2002 (la última vez que un estudio de este tipo se llevó a cabo), casi la mitad fueron delitos contra cónyuges. El once por ciento fueron en contra de los niños. Pero la mayoría de las muertes violentas son auto-impuestas. El suicidio es la primera causa de muerte violenta en los EE.UU., y la mayoría de ellos ocurrieron en el hogar.

La violencia doméstica es la causa número uno de lesiones a las mujeres. Los incidentes se suman a todas las violaciones, asaltos y accidentes automovilísticos que las mujeres sufren cada año. Una de cada cuatro mujeres en los EE.UU. sufrirá lesiones físicas por un amante en su vida. Eso se traduce en que una mujer está siendo asaltada cada nueve segundos en América. Las mujeres inmigrantes son golpeadas en tasas más altas que las ciudadanas de Estados Unidos, y las mujeres afroamericanas son sometidas a las formas más graves de violencia.

El sesenta y cuatro por ciento de las mujeres asesinadas cada año lo son por miembros de la familia o los amantes. Hay más de 1.000 homicidios de este tipo al año, o aproximadamente tres por día . Si hay una pistola en un hogar donde la violencia doméstica es una cosa común, la mujer es ocho veces más propensa a ser asesinada. Sólo alrededor de la mitad de los incidentes de violencia doméstica reportados han dado como resultado un arresto.

El setenta y nueve por ciento de los niños sufren de negligencia en el hogar. El dieciocho por ciento sufrieron abusos físicos, y el 9% sufrieron abusos sexuales. Los bebés menores de un año fueron atacados con más frecuencia, 1.570 de esos niños murieron a causa de abuso y negligencia. El ochenta y dos por ciento de los niños víctimas en 2011 tenía menos de cuatro años. La Asociación Americana de Jueces dice que alrededor del 70% de los abusadores de mujeres son capaces de convencer a un tribunal de que la madre no es apta para la custodia exclusiva. A nivel nacional, unos 58.000 niños al año se ponen de nuevo al cuidado no supervisado de los presuntos abusadores después de un divorcio.

El concepto clásico de la casa como un refugio, y no un matadero, parece cada vez más una broma. Siéntase libre para atajar por ese callejón oscuro en su camino a casa. O tal vez simplemente para no ir a casa.

© 2013 Erika Eichelberger. Publicado el Jueves 18 de abril 2013 por TomDispatch.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada